Amor del Bueno

Amor del bueno, ¿sabéis cuál es ese tipo de amor? Ni más ni menos el amor que vosotros tengáis en mente. El tipo de amor con el que cada uno de vosotros soñáis y el tipo de amor que esperáis dar y recibir.

 

Existen tantos tipos de amor como personas somos en este mundo, tantas formas de amar como gustos, personalidades y preferencias tenemos cada uno de nosotros. Pero, sin duda, hay una serie de factores que confluyen en todas esas formas de amar y de los más importantes, ya sea que estemos hablando de amor en pareja, amor entre miembros de una misma familia o entre un grupo de amigos es: el amor, si es amor del bueno, no hace daño. El amor, si es amor del bueno, acompaña. El amor, si es amor del bueno no juzga ni engaña. El amor, si es amor del bueno, te llena de vida.

 

Y si el amor no es todo esto, entonces no es amor.

Amor del Bueno: Amor a tu Medida

Soy de las que piensa que la idea del amor, e incluso la forma de amar, van variando conforme pasan los años, pasa la vida y uno tiene la oportunidad de experimentar y experimentarse. Y con ello, las necesidades sentimentales cambian también y hemos de ir construyendo un amor que sea a nuestra medida. Hoy, uno sabe lo que espera, desea o anhela de una relación sentimental pero, mañana esos deseos pueden haber cambiado.

 

Como en las universidades o en los grandes laboratorios, con el amor también se puede investigar. No se ama igual con 16 años que con 36 o con 76. También soy de las que piensa que pueden existir muchos amores de tu vida dependiendo el momento en el que te encuentres. ¿No creéis que ha quedado un poco anticuada la idea de “un solo amor de tu vida”?

 

Si el mundo está en constante cambio y las relaciones personales no se quedan atrás, a mí me gustaría poder hablar sin miedo acerca de “Los amores de mi vida”. Con esto no quiero tirar por tierra la bonita opción de conocer a alguien con quien estar de por vida, por descontado que también existe este tipo de amor pero, coincidiremos en que actualmente no es lo habitual.

 

Lo importante es que, sea cual sea nuestro tipo de amor, desde luego sea el que nosotros hemos decidido libremente, un amor a nuestra medida.

Todos buscamos Amor

Todo buscamos amor, de una u otra manera. El amor nos hace falta, sencillamente porque el amor forma parte de nuestro corazón y sentimos un profundo deseo de compartirlo con otras personas, ya sea en una relación de pareja o de amistad. No nos confundamos, nos hace falta compartir nuestro amor pero, nadie es imprescindible en nuestras vidas salvo nosotros mismos. Una verdadera y saludable relación de pareja en equilibrio funciona cuando ambos miembros han aprendido a conocerse y amarse a sí mismos. A saber qué es de verdad lo que esperan y desean de una pareja.

 

El primer paso del amor en pareja llega con el enamoramiento pero éste tan solo, dura 6 meses. Poco a poco y si de verdad ambas personas se comprenden y complementan bien, ese enamoramiento irá dejando paso al amor y con él, una sensación de bienestar tal que nos hará sentir de forma inigualable. Estudios han demostrado que tener una relación de pareja saludable, comprensiva y de apoyo mutuo puede llegar a alargar la vida de las personas ya que el estado físico y emocional general mejora.

 

Busquemos amores de nuestra vida que nos llenen de buena salud y que, siendo ya felices, potencien nuestra felicidad haciéndola más grande y mejor. Busquemos siempre tener amor del bueno     

 

Olaya Martínez

Psicóloga en Valencia

 

Escribir comentario

Comentarios: 0

Formación:

 

Nº de Colegiada CV-13970